Existen muchas enfermedades relacionadas con la salud bucal, pero una de las más comunes es la Periodontitis.

La Periodontitis es una enfermedad infecciosa e inflamatoria asociada a las encías que afecta a los tejidos blandos, ligamentos y huesos que sostienen los dientes. En ocasiones es tan agresiva que puede provocar la pérdida de piezas dentales. Aunque depende de diversos factores, suele estar en relación directa con la acumulación de sarro o tártaro sobre las superfices dentales.

Existe un estado previo a la Periodontitis, en el que el tejido óseo que rodea a las piezas dentales no está aun afectado, limitándose a una inflamación superficial de las encías: es la Gingivitis, donde se aprecia  el enrojecimiento y el sangrado de las mismas, ya sea con el cepillado o también espontáneamente. Es aconsejable reconocer estos síntomas y acudir al dentista con prontitud, ya que un tratamiento preventivo consistente en una profilaxis profesional periódica y el seguimiento de instrucciones de higiene oral básicas, suele ser suficiente para controlar este trastorno.

Cuando la Gingivitis no se controla, el trastorno puede evolucionar a una Periodontitis, donde ya se aprecia pérdida de tejido óseo y de soporte de las piezas dentales.

Según el grado de afectación, existen varias clases de Periodontitis:

  • Periodontitis Inicial.
  • Periodontitis Moderada.
  • Periodontitis Avanzada.
  • Periodontitis Necrosante.

periodontitis sintomas enfermedad

Diagnóstico

Si presentas alguna molestia en las encías como sangrado, dolor o sospechas que puedes padecer Gingivitis o Periodontitis debes visitar a tu especialista en Periodoncia de Unidad Médica. 

  • El especialista procederá a realizar un historial clínico meticuloso: recientes estudios relacionan la Periodontitis con trastornos cardio-vasculares, diabetes o partos prematuros.
  • Examinará tu boca para verificar si tienes acumulación de sarro y valorar si existe sangrado en las encías u otros síntomas.
  • Si procede, realizará radiografías dentales para constatar si hay reducción de la masa ósea.

Síntomas de la Periodontitis

Los principales síntomas de la Periodontitis son los siguientes:

  • Sangrado de las encías.
  • Encías enrojecidas e inflamadas.
  • Retracción de las encías.
  • Pus en las encías.
  • Halitosis (mal aliento).
  • Movilidad de los dientes.

Tratamiento de la Periodontitis

El Odontólogo Periodoncista es el especialista en realizar tratamientos para la Periodontitis. Una vez que se ha evaluado el alcance de la enfermedad, se procede a realizar el tratamiento básico a través de la eliminación de los depósitos de sarro acumulados y realizando una limpieza profunda, por debajo del nivel de las encías, alrededor de cada uno de los dientes.

Es muy importante que el paciente sea consciente de la importancia de la prevención, adoptando buenos hábitos de higiene bucal y evitando el consumo de tabaco.

 

Tratamientos no quirúrgicos               

  • Raspaje y alisado radicular: tiene como objetivo eliminar la placa bacteriana y el sarro que se acumula en la superficie de los dientes.
  • Tratamiento farmacológico: se valora cada caso según el estado periodontal y de salud general que presente cada paciente. Se emplean enjuagues bucales y en ocasiones, antibióticos que ayudan a controlar la infección bacteriana.

 

Tratamientos quirúrgicos

Existen diferentes tipos de cirugías periodontales, entre los cuales se destacan:

  • Tratamiento de recesión de las encías.
  • Cirugía periodontal ósea.
  • Injertos de tejido blando.
  • Injertos de tejido óseo.

tratamiento no quirúrgico periodontitis

Estilo de vida y prevención

Los tratamientos periodontales requieren un seguimiento individual adaptado a cada caso y paciente para evitar una recaída y la reaparición de los síntomas. Las visitas de mantenimiento periódicas son esenciales para comprobar la evolución del tratamiento y eventualmente, eliminar nuevos depósitos de sarro y placa bacteriana.

Los controles periódicos por parte del especialista y la correcta limpieza dental diaria son vitales para la salud bucal y general:

  • Visita a tu Odontólogo con la frecuencia que te indique, al menos una vez al año.
  • Cepillate los dientes después de cada comida. 
  • Usa un enjuague bucal.
  • Usa el hilo dental diariamente.
  • Cambia el cepillo por lo menos cada 3 meses.
  • Evita fumar y modera el consumo de alcohol.